Muchas veces olvidadas, las piernas no solo son imprescindibles para el movimiento diario, sino también cuando decidimos realizar una rutina de entrenamiento, ya sea solo pensando en la salud, intentando lucir mejor físicamente, ganando fuerza y ​​aumentando la musculatura. Miralos ejercicios de piernas que te proponemos.

Por ello, en este artículo queremos repasar 5 ejercicios de piernas que consideramos imprescindibles para que mantener un equilibrio entre la parte superior del cuerpo y la parte inferior del cuerpo, con la ventaja de que varios de ellos se pueden realizar en casa o en tu gimnasio, debido a su sencillez.

Sentadillas

Las sentadillas son el ejercicio básico de piernas, el que debemos priorizar si disponemos de poco tiempo libre, o si queremos involucrar al mayor número posible de grupos musculares.

Ahora para obtener resultados y evitar lesiones, especialmente si implica peso externo, es fundamental que la mecánica del movimiento sea la adecuada.

Debes separar las piernas, colocando cada pie a la altura de los hombros, mantener la mirada al frente flexionándolas, bajando los glúteos hacia el suelo, sin levantar las plantas de los pies ni flexionar la espalda, sino las rodillas y las caderas.

La buena sentadilla se traducirá en dolor automático de glúteos y cuádriceps.

Zancadas alternas

Es cierto que las zancadas alternas pueden no ser la mejor opción para empezar a entrenar las piernas si nunca lo has hecho antes, pero si tienes algo de experiencia son una variante agradable.

Debes avanzar una de las extremidades y, alternativamente, la otra, siempre cuidando que la pierna levantada nunca sobrepase el ángulo recto, es decir, 90 °.

La las zancadas producen una tonificación muscular rápida involucrados, y si quieres complicarlo más, combínalos con contracciones, manteniendo el muslo paralelo al tronco.

Eructos

Muy de moda en los últimos años, gracias a las tendencias del ejercicio como el crossfit, los burpees son famosos por la participación de innumerables músculos, incluidos glúteos y cuádriceps.

Básicamente consisten en ponerse en cuclillas, con el manos descansando en el suelo y, desde esa posición inicial, estirar las piernas volviendo al punto de partida y finalizando con un salto vertical, lo que contribuye a la capacidad de explosión de la parte inferior del cuerpo en su conjunto.

Puente

No debes hacer más que acostarte de espaldas, doblar ligeramente las piernas, levantar las caderas y permanecer allí, inmóvil, durante unos 20 o 30 segundos. Así de fácil le resultará trabajar áreas como los isquiotibiales y los glúteos.

mellizos

A casi nadie le gusta entrenar las pantorrillas, y ese es el principal motivo para incorporar este ejercicio.

Tienes que ponerte en dedos de los pies y mantener el esfuerzo durante 20 o 30 segundos, concentrando la fuerza en las pantorrillas y evitando que se distribuya en otras regiones.