La multinacional del sector de las infraestructuras, Ferrovial, se enfrenta el próximo mes de enero a la decisión de si finalmente alcanzará una nueva ampliación con el operador público Renfe, en cuanto al servicio de cafetería en sus trenes. El contrato actual vence el 31 de enero, y según fuentes cercanas a Ferrovial, con las condiciones actuales recogidas en el acuerdo «perdemos dinero».

Hay que tener en cuenta que Ferrovial acordó hacerse cargo de este contrato el pasado mes de mayo, en un escenario marcado por la pandemia del covid-19 y con el fin de garantizar la contratación de los trabajadores que prestaban este servicio. El contrato terminó el 31 de abril, fecha en la que se acordó una prórroga con diferentes condiciones para que los empleados no tenían que ser despedidos en estado de alarma.

El concurso previsto por Renfe el pasado mes de mayo incluía un contrato de más de 400 millones de euros, que actualmente se ha recortado a 1.220 millones de euros durante los próximos cinco años. La crisis sanitaria provocada por el coronavirus ha supuesto una Colapso de la demanda de pasajeros de Renfe, que podría tardar varios meses en recuperarse, razón por la cual varias de las empresas interesadas en participar en el concurso podrían estar considerando su participación.

La intención del operador público pasaría porque su filial Logirail se hará cargo del servicio a partir del próximo mes de junio 2021, fecha hasta la que Renfe quiere prorrogar el contrato actual que tiene con Ferrovial. Los sindicatos han cuestionado la nueva propuesta de licitación presentada por Renfe, ya que consideran que no cubre los costes salariales de los empleados que prestan este servicio.

Hay que tener en cuenta que el operador no está pasando por su mejor momento y actualmente solo opera con una capacidad muy reducida ya que se enfrenta a un colapso de la demanda que ronda el 80%. Tanto es así, que la empresa pública ha tenido que posponga sus planes para comenzar a operar su tren bajo costo, el avlo, a pesar de que la liberalización de la alta velocidad en España comenzará el próximo mes de marzo, con la llegada de la competencia de Francia a través de SNCF.

Otros servicios

Sin embargo, el servicio de cafetería no es el único que ha asumido Ferrovial en los últimos meses. Y es que el pasado mes de noviembre la empresa de infraestructuras dio el visto bueno a hacerse cargo del servicio que Renfe prestaba en todas sus estaciones de ferrocarril, tras el rechazo de Acciona firmar una extensión de su contrato con el operador. Al igual que ocurre con el servicio de cafetería, la intención de Renfe es realizar este servicio a través de su filial Logirail.

La nueva prórroga alcanzada para este servicio tiene una vigencia de ocho meses, es decir, la el próximo junio de 2021, cuando el operador debe decidir si finalmente opta por internalizar estas funciones o mejorar las condiciones de los contratos y proceder a la licitación.

Renfe se enfrenta actualmente a una situación inédita por la propagación del virus y las restricciones adoptadas en materia de movilidad para intentar contener su avance. Así, el operador ha visto cómo la demanda se ha visto gravemente afectada y muchos de sus viajes tienen una capacidad y un nivel de reservas muy por debajo de las cifras que normalmente registra la empresa. Ante esta situación, Renfe intenta aprovechar tanto la campaña navideña como el evento comercial del Black Friday, y ha lanzado grandes descuentos y promociones válidos durante los próximos meses.

Ante la inminente entrada de competencia en la alta velocidad española, la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha pedido a los operadores informar a la agencia de todas las modificaciones que van a realizar en cuanto a frecuencias y operaciones, para favorecer que el proceso de liberalización se lleve a cabo en las mejores condiciones y garantizando siempre el ingreso de nuevas empresas que puedan estar interesadas en brindar este servicio a los viajeros.

Así, el 15 de marzo comenzará a operar en España el Ougio, la marca bajo la que trabajará el operador francés. SNCF, lo que ha confirmado que ya está listo a pesar del impacto de la pandemia covid-19 y del contexto turístico y de movilidad que se vive en nuestro país como consecuencia de la crisis sanitaria de los últimos meses.