los Barcelona sufrió mucho y obró la victoria contra el Atlético, que ganó 2-1 en el Camp Nou. Messi Abrió la lata con un gran tiro libre y Jordi Alba, anotando en propia portería, puso las tablas. En la recta final del partido Antoine Griezmann Hizo el gol de la victoria, vengándose así de aquella final de la Supercopa en la que marcó un doblete que fue inútil.

En medio de toda la vorágine provocada por Los papeles de Messi El equipo azulgrana tuvo que afrontar un partido vital para seguir manteniendo mínimas opciones para luchar por el Liga. Mínimo, eso sí, porque el Atlético de Madrid no pierde aunque lo paguen. Además, también podrían cazar a los Real Madrid y igualar a puntos si lograron la victoria contra un Atlético que hace apenas dos semanas venció a los culés en la final de la Supercopa de España.

Para intentar llevarse los tres puntos Ronald Koeman recuperó a los futbolistas que descansaron en la Copa del Rey ante el Rayo Vallecano … y sacrificó a Lenglet, que bailaron para el club madrileño. Así, Ter Stegen volvió a la portería y la defensa consistió en Jordi Alba, Ronald Araújo y los dos jugadores en peor situación salieron del penúltimo informe filtrado: Umtiti y Mingueza. Delante de ellos, Pjanic -sustituyendo al sancionado Busquets-, el todoterreno Frenkie de Jong y el creador de juego Pedri. Leo Messi, Ousmane Dembélé y Antoine Griezmann estaban en el tridente completando once.

los Barcelona y salió muy involucrado y participativo Leo Messi. Deseoso de demostrar a todos que el dinero que cobra es rentable. Puede ser una bestialidad para muchos y para otros, aunque sea poco dada su calidad y lo que ha dado a la Barça, pero no nos mojaremos. Lo que estaba claro es que estaba deseando que llegara. Y así, el ’10’ disfrutó de la primera oportunidad del partido. Robo de Umtiti en el núcleo y pase perfecto de Griezmann para el Rosario, que se quedó solo frente a Unai Simon pero su picadita no era lo perfecto que tenía que ser para convertirse en gol. Buena mano del portero del Athletic.

Messi se mete en el papel

Pasaron los minutos y los Barcelona Seguí insistiendo. Estos dos equipos se han enfrentado por tercera vez en lo que va de año y estaban empatados con una victoria en el balance, por lo que los culés querían que cayera de su lado después de este partido. Griezmann Intenté abrir la lata pero ahí estaba de nuevo Unai Simon para poner buena mano y negarle el gol. Algo que no pudo hacer en la siguiente. Culpa innecesaria que le hacen Messi en la media luna y el argentino, que sabe que desde esa posición es como un penalti para él, lo clavó en la escuadra sin importarle qué Yeray estaba cubriendo ese palo. Gran gol de Leo y todos a abrazarlo para darle el cariño que le falta al club.

Un gol no fue suficiente para empatar el partido, los jugadores del Barcelona, que este año ganó 2-3 en Atlético en Liga y perdió con el mismo resultado en la Supercopa. La reacción de los leones fue muy tímida con un disparo lejano que atrapó Ter Stegen antes casi fuimos testigos de uno de los goles de la temporada. Araújo se incorporó al ataque y, con el balón en los pies, rompió Íñigo Martínez con una bota estilo Usain Bolt después de un corte sutil. El central uruguayo entró al área pero su disparo se fue demasiado. Disfruté el Barça como cuando Pinocho se convirtió en un niño de carne y hueso. Pedri manejaba la pelota a su gusto, De Jong También controlé el ritmo y Messi apareció en todas las combinaciones.

Ese cambio de imagen que había implementado no fue apreciado Marcelino desde que llegó a Atlético. El equipo rojiblanco lo intentó, pero el Barcelona estaba mostrando su mejor versión también en defensa. Muniain era el mas activo y Raul garcia el más intenso, por lo que vio un amarillo que le impedirá estar en el próximo juego. Con el 1-0 y otra amarilla, esta vez para De Jong, se alcanzó el intermedio. A la vuelta, los mismos protagonistas pero el juego tuvo otro guión, sobre todo, del empate de la Atlético, que no tardó en llegar.

El primero de la segunda mitad lo tuvo Dembélé después de un buen contador que empezó De Jong, pero el disparo del francés fue al segundo anfiteatro. Esos de Marcelino Comenzó a poner más ganas y a tener más éxito y de esa manera un centro de Raul garcia al segundo traje que Jordi Alba, para evitar la subasta de Oscar de Marcos, puso su pie y golpeó Ter Stegen. Gol en propia puerta del lateral izquierdo que con valentía reclamó – vio la amarilla – una falta que solo existía en su cabeza.

Salvador Griezmann

Llegó el gol visitante y el partido se volvió loco. Ya no había orden. Williams traté de sorprender Ter Stegen desde el centro del campo, algo parecido a lo que hizo Aduriz en su día. El siguiente fue Unai Simon el que se exhibió con una parada providencial ante un jefe de Pjanic con el que la afición, desde sus sofás, ya cantaba como gol. La locura continuó en el Camp Nou y Ronald Koeman decidió mudarse: entró Sergi Roberto después de dos meses para ocupar el puesto del ex Juventus.

De un imparable Messi En la primera parte se cambió a un futbolista impreciso. Se mostró, como siempre, pero fue incapaz de hacer la guerra solo. Sobre el Atlético Ya se había acostumbrado a vencer al rival de atrás. Y en uno de esos estuvo a punto de marcar un gol Alex Berenguer pero su disparo se disparó ante la mirada atenta de Ter Stegen. Dembélé reclamó una pena inexistente de Muniain Y Mateu lahoz ni el VAR picó. El partido fue tan loco que en una de las jugadas en las que metieron cabeza los culés fue el 2-1.

Comienza Dembélé en el ala derecha, hace un cambio de juego y entre Griezmann y Jordi Alba hacen que la pelota vuelva a los franceses. Ousmane se lo da al agujero para Mingueza, que le dobló, y el canterano culé solo tuvo que hacer el pase de muerte para que Antoine mandara el cuero al fondo de la red. Exquisito juego de equipo y quince minutos de ventaja para defender el marcador. Y por esto entró Lenglet en 83 ′ para su compatriota Griezmann. Villalibre también sustituyó a Williams, pero esta vez no pudo sacar la trompeta de su caja porque el Barcelona acabó llevándose la victoria 2-1.