El número de trabajadores en eExpedientes de regulación de empleo temporal (ERTE) se paró el 31 de mayo en 542,142 gente, lo que supone 95.439 trabajadores menos que en abril según la fecha de registro del expediente y 96.141 menos según la fecha de solicitud, según informó este miércoles el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migración.

A esta cifra hay que sumar el número de autónomos que todavía se encuentran en cese de actividad, que se encuentra alrededor del 400.000, según cifras facilitadas por la Asociación de Autónomos (ATA). Así, el número total de personas aún afectadas por estas situaciones supera las 900.000.

De esta forma, si se tienen en cuenta los datos de paro publicados este miércoles por el Ministerio de Trabajo y Economía Social, que indican que el volumen total de parados alcanzó al cierre del quinto mes del año la cifra de 3.781.250 parados., la suma total daría que en España hay actualmente alrededor de 4,7 millones de parados.

ERTE abajo

El Departamento que preside José Luis Escrivá ha explicado que las fechas de aplicación de la ERTE y sus efectos pueden ser diferentes porque existe una «cierta disparidad» entre la fecha de notificación y la fecha en la que surte efectos. Así, puede ocurrir que una empresa comunique a la Seguridad Social un ERTE para su plantilla en el mes de enero, aunque surta efecto en una fecha anterior, por ejemplo en diciembre.

En cualquier caso, el Ministerio ha destacado que las cifras de trabajadores de ERTE asociados a Covid fueron en su nivel más bajo desde el inicio de la pandemia. Desde mayo de 2020, cuando 3,6 millones de trabajadores estaban en ERTE, más del 85% ya lo ha dejado.

Según el Ministerio, el avance de la campaña de vacunación y la relajación de las restricciones administrativas para combatir el Covid han contribuido a la disminución de trabajadores en ERTE. De los 542.142 trabajadores que se encontraban en una ERTE en mayo, 166.817 pertenecen a la Modalidades ERTE «antiguas», sin exenciones a la Seguridad Social, mientras que cerca del 70% (375.325 trabajadores) se incluyen en las nuevas, que se lanzaron a partir del 1 de octubre y que conllevan exenciones en las cotizaciones a la Seguridad Social.

Dentro de estas nuevas modalidades, 227.431 trabajadores se encuentran en ERTE con exenciones especiales para sectores ‘ultraprotegidos’ y su cadena de valor, mientras que 15.302 se encuentran en un ERTE de impedimento de la actividad y 132.592 en un ERTE de limitación de actividad.

Dos actividades, de las cien registradas, concentran el 45% de las personas en ERTE: servicios de alimentos y bebidas (hostelería), con 153.616 trabajadores en ERTE, y servicios de alojamiento, con 90.689 trabajadores protegidos.